Ir al contenido principal

El silencio de Viernes Santo

 




Necesidad del silencio

Hoy el mundo está lleno de palabras, para todo caso y para todas las situaciones de la vida, nos llenamos de palabras para explicar, comprender, analizar y dar respuestas desde lo simple hasta lo más complejo.

Nos llenamos con palabras para justificarnos y justificar aquello que hacemos o dejamos de hacer, por las opciones tomadas y las que no. Poder usar la palabra es un derecho, tener una voz te hace alguien entre todos, se ha vuelto una necesidad el usarla como un instrumento, una herramienta de validación ante todo y ante todos. No deja de ser paradójico que, en el hecho de la comunicación, para ser escuchados se necesita que mi interlocutor esté en silencio, pues si no guarda silencio, mi mensaje, mi voz, mi palabra, no es captada, entendida e interpretada, por tanto la comunicación no fructificó. Hoy entre tantos mensajes, palabras que vuelan por un mundo cada vez más interconectado, hace falta volver a ganar algo que se ha perdido: el silencio.

En el silencio se desarrolla el crecimiento de la vida, en el silencio de la mente se gesta la iluminación; las epifanías requieren una mente que contempla en silencio, luego vendrán las palabras que harán de esa experiencia una narración: el nacimiento de un hijo, el encuentro con quien amas, la despedida de un ser querido. No son necesarias las palabras para llenar los vacíos, son necesarios los vacíos para luego comunicarnos.

El silencio de la cruz

En viernes Santo necesitamos del silencio contemplativo, del descubrimiento, del asombro y el estupor. Necesitamos del silencio de la cruz, de un hombre que guardó silencio para defenderse, pues en su silencio mostró que las palabras son contradictorias, que los discursos nos llevan a actuar de forma irracional. El acto de cargar con la cruz y de llevar una condena en silencio, por amor a los que lo rechazan, es la prueba más firme por la vida.

Hoy, quedémonos en silencio, tal como nuestros ancianos nos decían cuando niños, porque Jesús ha muerto. Porque ante la muerte, para el ser humano, no nos queda más que callar, contemplemos el fracasado que pende de ese madero, solo, humillado y abandonado. Porque sin ninguna palabra nos muestra que la humanidad entera es capaz de hacerle un daño inenarrable a uno de los suyos, él es uno de los muchos que ha sido abandonado en medio de las palabras que entre muchos se dicen, quedando aquellos segregados sin rostro, de manera anónima, en este mundo. Quedémonos en silencio, porque no hay justificación alguna a lo que hacemos.

El silencio para el mundo

Hoy el mundo necesita del silencio para descansar de la vorágine que vive, hoy los discursos para vivir agotan la vida misma de las personas. No nos damos cuenta que las carreras que corremos son en base a promesas que parecen inalcanzables y, que cuando nos detenemos en un momento, nos sacan del camino.

El mundo necesita del silencio para escuchar su propio corazón, un corazón cansado y endurecido, que se ha dejado llevar por la máquina y se ha olvidado que es un ser vivo.

El mundo necesita del silencio de la cruz, el mundo necesita del silencio de la humanidad para volver a ser amable.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Competencias para la clase de religión

Después de un año de silencio, vuelvo a retomar las entradas en mi blog de educación. Ha sido un año bastante turbulento en materia de cambios y transformaciones, tanto del saber didáctico como del saber pedagógico, los cuales quiero ir compartiendo, y no perder el hábito de comunicarlos, a lo menos una vez por mes. En este nuevo post, quiero compartir el trabajo que he hecho en las últimas semanas, y que me ha llevado a escribir estas líneas. Como sabrán soy profesor de religión, y en Chile, desde el año 2004 no hemos tenido ningún ajuste curricular; a la fecha, el resto de las asignaturas ha sufrido dos ajustes curriculares significativos, que los han llevado a establecer el desarrollo por competencias. Llega un momento, que como docente, te piden adecuarte a un esquema que no ha sido desarrollado en tu área. Cabe la pregunta ¿desde qué base construir si no hay un lineamiento claro de una planificación de clases? Y, también la pregunta ¿qué competencias son pertinentes para la

Mrs. Chong

Un vídeo que compartió Marta Salazar, y que de veras es inspirador. Si bien es cierto es una publicidad que se da en Singapur para captar a los mejores a la hora de impartir clases, también es que ser profesor no es un tema simplemente de títulos o grado académicos, sino que también es de vocación. Espero que lo disfruten tanto como yo. Pues el trabajo del maestro implica muchas cosas que van más allá del currículo explícito en planificaciones e idearios, va dirigido al corazón de la humanidad.

Abusos de los Abusados

Cuando se escucha la palabra abuso en el ambiente escolar lo estamos llevando a esferas y connotaciones judiciales que van desde el tema de convivencia entre pares, pasando por el trato con que se debe actuar frente a los estudiantes, hasta llegar a los temas de sexualidad desviada de los responsables de la enseñanza hacia los alumnos.